10 pretextos perfectos para que te dejen ver la final en Navidad

¿Ya te amenazaron con que ni se te ocurra ver el futbol porque tienes que ir a casa de la suegra para el recalentado? Tranquio, tranquilo, estos consejos son nuestro regalo de navidad para ti.
Ha llegado la esperada final
América  Ha llegado la esperada final  (Foto: Getty Images)

Cuando te enteraste de que el partido de vuelta entre el América y Tigres iba a ser el 25 de diciembre, pensaste que el recalentado de este año iba a tener un verdadero sentido. Pero como tormenta eléctrica, te recordaron que eres esencial en las actividades familiares de la reunión y que para sentarte frente a la televisión a las 6:30 pm tendrás que usar todo tu carisma y toda la experiencia en las artes de negociación que has acumulado en estos años.

Por eso preparamos estos 10 pasos para que aquella personita especial en casa prescinda de tus servicios en medio del festín familiar. (Lo sabemos, suena casi imposible, pero lo tenemos que intentar).

1.- Nadie se le niega a Santa Claus

“Amor, si Santa nos trajo una tele es para estrenarla. Si ya te portaste bien todo el año no lo eches a perder con dos horitas. Recuerda que aún se la puede llevar.”

2.- Después tócate la panza y di:

“Ay, me cayeron mal los romeritos, bebé, creo que no podré acompañarte al recalentado de la tía”.

3.- No olvides tus ideales

“Hoy no cuentes conmigo, flaca, ya sabes que reparto la ropa vieja en el centro comunitario”.

4.- Si te ve con ESA cara de desaprobación, agrega

“Además, tengo que ir a ver a la abuela, quizá sea su última Navidad”.

5.- Si tampoco funcionó, recuerda que la verdad siempre triunfa

“Hay que ver cómo le aguadan la fiesta al Ame. ¡Esto sólo pasa cada 100 años!”

6.- Sé conciliador

“Ok, ok, sólo veré quince minutos, al fin que los Tigres siempre se duermen en las finales con el Ame”.

7.- Ahora saca el as bajo la manga

“Pero si me dejas ver todo el partido en Navidad, vemos todo Titanic en el 5 en Año Nuevo”.

8.- Y recuérdale tus sacrificios pasados

Andale, acúerdate que me eché el Mundial de Clubes sin sonido para no despertarte.”

9.- Recalca que aquí todos ganan.

“Soy un Tigre. Si son campeones te daré tu Noche Buena –guiño guiño–”.

10.- Si todo falla, apóyate en otros pobres como tú.

Ok, invite a todos tus primos. Que se regresen a casa solos, tristes y con sed depende de ti”.

¡Buena suerte!

Macho Alfa
 Macho Alfa
Ahora ve
G Shock festeja su primer año en Cancún
No te pierdas