10 hábitos de los atletas que te harán más productivo

#Desfronterízate y lucha por tu sueños al igual que estas grandes estrellas del deporte
-
Getty Images  -  (Foto: Simone Biles)

Muchos envidiamos la dedicación, la rutina y la disciplina que tienen los atletas olímpicos. Más allá de esas rígidas dietas donde muchos, incluso, cuentan cada gramo de proteína, es una realidad que los buenos hábitos tienen un impacto positivo en nuestra productividad y en nuestras vidas.

El descanso también es importante, tanto como dormir las ocho horas de rigor, y todo ello se ve reflejado en la calidad de nuestro trabajo.

A continuación, te presentamos una lista de hábitos que seguramente te ayudarán #desfronterizarte y a ser mejor en tu vida: 

1. Descansa adecuadamente

Kassidy Cook, clavadista estadounidense

Un día antes de una competencia, Cook toma un baño en una tina llena de hielo para asegurar que sus piernas descansarán completamente y estarán listas para el día siguiente. También recibe manicure y pedicure.

Aquí se demuestra una vez más que el descanso es fundamental, así como Cook quiere que sus piernas estén en perfectas condiciones para los clavados, nosotros debemos procurar que nuestra mente esté lo más descansada posible para alcanzar una productividad óptima. Tenemos que escuchar a nuestro cuerpo, desconectarnos del trabajo y dormir lo suficiente cada noche.

2. Enfócate en los nutrientes

Novak Djokovic, tenista serbio

Djokovic tiene una rutina muy específica para comenzar su día, y va en este orden: una taza grande de agua a temperatura ambiente; dos cucharadas de miel y un desayuno rico en nutrientes compuesto de muesli o avena, frutos secos, semillas, frutas, aceite de coco y leche de coco.

Tú también puedes nutrirte con alimentos que sean sanos, balanceados, además de mantenerse bien hidratado durante todo el día.

3. Sueño de calidad:

Michael Phelps, nadador estadounidense

A la hora de nadar como a la de dormir, Phelps es único. Todas las noches duerme en una cámara de aire que simula una altitud de más de 2500 metros. De esta forma obliga a su cuerpo a trabajar más para producir más glóbulos rojos y transportar el oxígeno a los músculos. Su cuerpo nunca para de trabajar.

Evidentemente no todos podemos tener la cámara de aire de Phelps, pero sí podemos aspirar a tener un sueño de calidad de otras formas, por ejemplo, que tu habitación sea lo más oscura y fresca posible, no tener electrónicos dentro y dormir y despertar siempre a la misma hora.

4. Visualiza tus metas

Carli Lloyd, futbolista estadounidense

Antes de cada partido, Lloyd dedica mucho tiempo a visualizar exactamente lo que quiere que suceda en ese juego. En la final del Mundial femenil de 2015, marcó tres goles. ¿Saben qué hizo antes de ese juego? Imaginó anotar cuatro. ¿No estaba tan errada, verdad?

De la misma manera, nosotros podemos visualizar previamente cómo queremos que nos vaya en una actividad específica, por ejemplo, en una entrevista de trabajo, en una reunión con algún cliente o a la hora en que negociamos nuestro salario con el jefe. Visualizarlo previamente de manera positiva puede ser de gran ayuda.

5. Prioriza el sueño

Usain Bolt, atleta jamaicano

El hombre más rápido del mundo sabe de prioridades y además de los entrenamientos y una buena alimentación, Bolt asegura que su máxima prioridad es el sueño. ¿Saben por qué? Por justo en esas horas valiosísimas es cuando el cuerpo se repara del duro esfuerzo que realizó durante todo el día.

Mucha gente tiende a poner el trabajo en primer lugar de sus prioridades, tanto, que se queda varias horas más de la jornada para terminar pendientes o se despiertan mucho antes para comenzar a trabajar en ellos. Y aunque en su momento esto puede verse como productividad, privarte de varias horas de sueño te hará daño a largo plazo.

6. Lleva un registro

Eliud Kipchoge, corredor keniano

Como la mayoría de los atletas profesionales, Kipchoge se preocupa por el sueño -se duerme diario a las 21:00 horas y toma siestas de una hora en el día- pero eso no es todo. También lleva un cuaderno de entrenamiento con un registro puntual de sus tiempos. Así, cuando llega la hora de la competencia él puede estar seguro de todo el gran trabajo propio que lo respalda.

De la misma manera es recomendable llevar un registro de nuestros logros y objetivos cumplidos, incluso de lo que no salió bien. Llevar notas de todo, de lo que se hizo en cada situación y de las retroalimentaciones con nuestros jefes sobre nuestro desempeño.

7. Tener confianza en sí mismo

Claressa Shields, boxeadora estadounidense

Tener orgullo propio y mucha confianza sin caer en lo arrogante son rasgos que caracterizan a Shield a la hora de entrenar y la hacen trabajar 10 veces más que sus oponentes. Incluso, a su familia y amigos les hace saber cuáles son sus metas.

De la misma manera nosotros debemos evitar cruzar la delgada línea que existe entre la confianza en nosotros mismos y la arrogancia. Si somos unos impostores que sólo hablamos sin demostrar nunca tendremos éxito.

8. No te tomes todo tan en serio

Simone Biles, gimnasta estadounidense

A diferencia de sus oponentes en plena competencia, a Biles suele verse más relajada, riendo, porque es algo natural para ella. Una vez, en Glasgow, durante el Campeonato Mundial de 2015, Biles abogó para que su equipo y los entrenadores tuvieran un tiempo de descanso y lo consiguió.

No hay que tomar todo demasiado en serio. Si tu vida es sólo trabajo y nada de relajación esto puede causar una baja productividad. Si te tomas un descanso para caminar por el parque cercano a tu oficina o pasas 15 minutos hojeando revistas en una tienda, este break ayudará a tu mente a relajarse y a continuar de mejor manera la jornada laboral.

9. No te preocupes, sé feliz

Katie Ledecky, nadadora estadounidense

Ledecky se ve siempre feliz. Nunca se ve alterada ni ansiosa y si la preocupación comienza a invadirla, ella es capaz de sacudirse ese sentimiento para concentrarse y hacer su trabajo.

Si estás nervioso o preocupado por las tareas pendientes o por las juntas importantes, cambia tu forma de pensar. Quítate la ansiedad, piensa en cosas que no te alteren ni te causen estrés.

10. Nunca te saltes el desayuno

Misty May-Treanor, voleibolista estadounidense

Hay una palabra que a May-Treanor le preocupa mucho y es “desayuno”. Sea un huevo revuelto con verduras o un desayuno que incluya tocino, nunca te lo saltes, por más prisa que tengas o por más ocupado que estés.

Desayunar es una prioridad. No importa que te tome unos minutos de más, saltarse el desayuno no es una buena idea. Si quieres comenzar el día de la mejor manera, con el pie derecho, tomar buenas decisiones, nunca olvides desayunar, ya que esto te ayuda a tener más energía y por lo tanto, productividad.

 

Ahora que sabes algunas de los trucos que utilizan los atletas olímpicos, no esperes más y comienza a cambiar tu vida desde hoy. #Desfronterízate

También podría interesarte

Ahora ve
Conoce los detalles de \"La Bella y La Bestia\"
No te pierdas