8 autos de Bond: Fortalezas mercuriales

Ningún agente secreto británico que se precie de serlo deberá carecer de un automóvil espectacular y deseable
-
Getty Images  -  (Foto: Getty Images)

El agente menos secreto de la historia es todo un compendio de cualidades y capacidades que todos quisiéramos tener. Como estar rodeado de mujeres de película, que aparte de hermosas y sensuales saben descifrar intrincados códigos secretos, son capaces de armar bombas atómicas con artículos de cocina y reparten movimientos de artes marciales a la carta; muy impresionantes y desalmadas todas ellas, pero siempre caen ante el irresistible atractivo del 007.

Por otro lado, el repartir soplamocos nunca ha tenido más clase que en manos de Bond; ni siquiera el Batman de la serie de los años sesenta –con todo y los globitos de cómic– despacha a los interminables secuaces con tanta gracia y estilo, uno tras otro.

Pero en realidad, lo que más nos atrae del agente de MI6 son las ruedas que lo movilizan, en su mayoría proveídas por el enigmático Q al son de: "Now, pay attention double-o-seven".

El recorrido por algunos de los más atractivos y disímbolos vehículos que en algún momento durante los pasados cincuenta años han transportado, protegido o, digamos, vestido al cero-cero-siete es algo especial; y sin duda una de las principales razones por las que es admirado el ávido consumidor de vodka-martinis agitados-no-batidos y champagne Bollinger

Aston Martin DB5

Goldfinger (1964), Thunderball (1965), GoldenEye (1995) y Casino Royale (2007)

Conducido por: Sean Connery, Pierce Brosnan y Daniel Craig

Tan perenne como el mismo 007, el Aston Martin DB5 es uno de los automóviles más famosos del mundo, precisamente por la mancuerna con James Bond desde la película Goldfinger. Fue lanzado en 1963 y sólo se produjeron 1,023 ejemplares. Lleva al frente  un motor de seis cilindros en línea de 4 litros de cilindrada y entrega 282 caballos de fuerza.

Características especiales: Asiento izquierdo con sistema de eyección, plancha antibalas que se proyecta sobre la cajuela, centros de rueda con navajas giratorias (a la Ben-Hur), ametralladoras bajo las luces frontales, radar, despachador de champagne Bollinger y por supuesto, espacio para dos copas.

 

 

Aston Martin DBS

Películas: On Her Majesty's Secret Service (1969) y Diamonds Are Forever (1971)

Conducido por: George Lazenby y Roger Moore

La elegante silueta del DBS de 1969 y 1971 ayudó a modernizar la imagen del carismático espía. Eran los años de George Lazenby, el cual era demasiado similar a Connery y quizá por eso no permaneció; además de Roger Moore, quien trajo un sabor distinto al personaje. En la última de Lazenby y la primera de Moore aparece este estilizado Aston con motor de seis cilindros y toque deportivo; aunque no mostró ninguna clase de adminículos con su sola presencia bastaba para infundir respeto y admiración.

Características especiales: sólo un rifle con mira telescópica en la guantera, el cual no evitó que en él mataran a la única esposa de Bond en On Her Majesty's Secret Service.

 

 

Lotus Esprit S2

The Spy Who Loved Me (1977)

Conducido por: Roger Moore

Con su afilado perfil de cuña trazado por Giugiaro, el Lotus Esprit S2 demuestra que no todos los autos de los setenta eran un atentado a las buenas costumbres visuales. En The Spy Who Loved Me hizo gala de toda la tecnología de Q al escapar de un helicóptero tripulado por una guapísima pero malintencionada damisela; la cual recibió más que un piropo, un torpedo disparado desde el Esprit de Bond en el fondo del mar. La transformación en submarino de este auto es uno de los grandes momentos de Bond, no menos por el desdén con que Moore deja caer un pescado al emerger por la playa ante los sorprendidos bañistas.

Características especiales: Transformación en submarino, lanzador de torpedos, lanzacohetes frontal, sonar, lanza minas, cortina de humo y rociador de cemento.

 

Toyota 2000GT Convertible

You Only Live Twice (1967)

Conducido por: Sean Connery 

Sin duda alguna el auto más atractivo y espectacular jamás producido por Toyota fue el 2000 GT; por sus formas sensuales y desempeño puso a la firma japonesa en el mapa de los entusiastas. Bond fue el único en poseer un 2000 GT convertible, lo cual fue necesario porque el altísimo Sean Connery simplemente no cabía en el coupé. Sin problema. Tras la intervención de un equipo de japoneses armados con seguetas y pintura la estatura de Connery no fue problema y el auto lució increíble. Si bien no fue un equipo proveído por Q, su actuación en la película You Only Live Twice incluyó una veloz escapatoria.

Características especiales: Es el único 2000 GT convertible y el original reside en las oficinas generales de Toyota en Japón.

 

Ford Mustang Mach 1

Diamonds are Forever (1971)

Conducido por: Sean Connery 

Si. Bond también manejó un Mustang. Aunque no fue el único, el enorme Mach 1 de 1971, que llegó a la trama de Diamonds Are Forever en las manos de la bella Tiffany Case, es uno de los más memorables.

Características especiales: Un enorme V8 y la capacidad no sólo de rodar sobre dos ruedas, sino de vencer al muro y cambiar de lado.

 

BMW 750iL

Tomorrow Never Dies (1997)

Conducido por: Pierce Brosnan

En los años noventa y Pierce Brosnan como Bond, BMW levantó la mano cuando se buscaban nuevas ruedas para el 007. En Tomorrow Never Dies Q le entregó un señorial 750iL el cual podía ser conducido a control remoto usando un teléfono inteligente. La habilidad con la que lo conduce agazapado en el piso del asiento posterior nos impresiona, pero también nos deja la pregunta: ¿No que tenía un blindaje impenetrable?

Características especiales: Carrocería impenetrable, lanzador de misiles, llantas auto-inflables y sistema de control remoto.

 

Ford Fairlane 500 Skyliner 1957

Die Another Day (2002)

Conducido por: Pierce Brosnan

¿Qué sería de un viaje a Cuba sin rodar en un glorioso convertible norteamericano de los años cincuenta? Aparentemente impensable, al menos eso pensó la producción de Die Another Day, la cual además de ajustar el tono de la situación geográfica, dio un guiño a una escena similar en Thunderball, en la que el villano Lippe conduce un Ford Skyliner convertible de toldo duro retráctil.

Características especiales: Quizá uno de los autos más cool asociados con James Bond y quizá por eso no hacían falta ametralladoras o blindaje sofisticado.

 

Aston Martin V12 Vanquish

Die Another Day (2002)

Conducido por: Pierce Brosnan

Era injusto privar al cero-cero-siete de darse el gusto de conducir un Aston Martin V12 Vanquish de líneas simplemente fabulosas y más testosterona que él mismo; además, cargado de gadgets apuntados a dificultar la esforzada labor de los secuaces del criminal coreano Zhao.

Características especiales: Aparte de los detalles del DB5 tiene llantas con clavos para tener tracción en hielo y camuflaje adaptativo, que lo vuelve auténticamente invisible al proyectar sobre su carrocería el fondo detrás del auto de acuerdo a la perspectiva. 

Ahora ve
Entrevista con Ruby Rose ( xXx: Reactivado, Orange Is The New Black)
No te pierdas
×