Los mejores pósters de cine de todos los tiempos

Y el Oscar al mejor póster es para...
-
Cortesía: Matthew Chopjnacki y distribuidoras  -  (Foto: Cortesía: Matthew Chopjnacki y distribuidoras)

La tarea no fue sencilla: elegir los afiches que, a lo largo de más de un siglo de historia, marcaron época en el cine. Así, seleccionamos los que se transformaron y dejaron atrás su función comercial para convertirse en obras de arte. Bienvenidos a la cartelera de cine que cautiva al ojo de forma garantizada.

Heinz Schulz-Neudamm, por la película Metropolis (1927)

Considerado como uno de los grandes pintores alemanes del siglo pasado, Heinz Schulz-Neudamm trabajó con el director Fritz Lang para crear un póster por encargo para el estreno de Metropolis, en Berlín. La idea era retratar el ambiente futurista de la película, centrándose en la importancia de la figura femenina de un autómata, esencial en el filme. El estilo elegido por Schulz fue el art déco, legando el primer gran póster de la historia. En la actualidad, sólo existen cuatro copias originales y una de ellas se vendió por 500 mil dólares en 2005, en una subasta en Londres.

 

Saul Bass, por la película Vertigo (1958)

Considerado como uno de los diseñadores de póster y de créditos de inicio de filmes más importantes de la historia, el neoyorquino logró con este trabajo no sólo controlar el implacable ego de Hitchcock, sino también establecerse a los 37 años como un referente. A esta edad realizó el proyecto que lo consolidó tras trabajar con directores como Billy Wilder, en The Seven Year Itch, y Otto Preminger, en The Man with the Golden Arm. Sin duda, uno de nuestros favoritos en la competencia (sin ganas de influenciar el resultado final).

 

Jean Mascii, por la película Les yeux sans visage (1960)

Desde su llegada a Francia, en 1932, el italiano Jean Mascii cautivó a la industria del cine galo, convirtiéndose en un referente del póster con su primera entrega para Aventures en Birmanie, de Raoul Walsh (1945), estableciendo una calidad que no dejó hasta su último póster para Les Maîtres de l’univers, de Gary Goddard (1987). Pero fue justo en 1960 cuando logró su éxito con el filme de horror Les yeux sans visage, con el que retó a la censura con su diseño gracias a la tinta que usó para sintetizar la violencia de un filme que no podía mostrar violencia.

 

Stephen Frankfurt, por la película Rosemary’s Baby (1968)

Publicista por vocación, el neoyorquino Frankfurt fue elegido como el director más joven de la legendaria agencia de publicidad Young & Rubicam por su visión y riesgo en la creación de campañas, mismo que llevó hasta el cine cuando fue elegido por el director R. Mulligan para crear el póster de To Kill a Mockingbird (1962). Pero fue seis años después cuando su trabajo impactó a Hollywood, al diseñar la campaña del filme Rosemary’s Baby, de Roman Polanski, incluyendo el cartel en el que la tensión, el suspenso y el horror se funden con simplicidad, capturando la esencia de la historia.

 

Tony Seiniger, por la película Jaws (1960)

Recordado por ser el líder del grupo conocido como ‘Los Yankees de Nueva York de la publicidad’, en el que trabajaban leyendas como Drew Struzon y Dan Gouzee, Seiniger pasó a la historia con el icónico póster de Jaws. Lleno de movimiento y con una simplicidad impactante, el resultado es un trabajo que va de la mano con el suspenso propuesto por la película, retratando no sólo la esencia, sino anticipando el éxito de un filme que, hasta hoy, es una lección de cómo lograr, del guión a la música y el afiche, un concepto redondo.

  

Dawn Baillie, por la película The Silence of the Lambs (1991)
Influenciada por Salvador Dalí desde sus años estudiantiles, la diseñadora Dawn Baillie recibió su gran oportunidad al ser elegida para realizar el póster de The Silence of the Lambs, para el que eligió una fotografía realizada por Dalí como detalle para el trabajo, misma que utilizó en la espalda de la mariposa. Gracias a la difusión de la obra, Baillie fue considerada para trabajos como Truman ShowMoneyball, recibiendo en 2012 el premio Saul Bass Award al diseño por los logros de su carrera.

  

All City Media, por la película Moon (2009)

Considerado como el mayor referente actual del diseño de póster en el cine comercial, el colectivo de Londres conocido como All City Media logró en 2009 uno de los mejores pósters del reciente siglo al realizar e interpretar la visión de soledad y paranoia de la película de ciencia ficción Moon, dirigida por el hijo del fallecido David Bowie, Duncan Jones. Fundado en 2000, el grupo es ya un absoluto referente de los mayores estudios mundiales de cine, siendo una de sus últimas grandes creaciones la campaña de Interstellar

También podría interesarte

Ahora ve
Este es el porno que le gusta a los mexicanos
No te pierdas