En los detalles está la diferencia: el sombrero

Aquí algunos consejos para llevarlo en la cabeza de la mejor forma posible
-
Cortesía de Brooks Brothers  -  (Foto: Cortesía de Brooks Brothers)

Hasta la década de los cincuenta, era raro el hombre que no salía a la calle sin llevar un sombrero en la cabeza. Sin embargo, con el paso del tiempo y el auge de la informalidad al vestir, la popularidad de este fue decayendo progresivamente hasta quedar en desuso o visto erróneamente como anticuado.

En los últimos años, nos hemos dado cuenta que el sombrero es un detalle que poco a poco está regresando al atuendo masculino y por esta razón hemos decidido darte una guía completa para que lo portes elegantemente y de manera correcta.

Los tipos de sombreros

Para que dejes de utilizar la común e irreverente gorra, te listamos los cuatros estilos de sombreros más comunes para tu uso diario.

Gorra Inglesa: Prenda muy cómoda relacionada con actividades campestres o de la working class en su origen que ahora te puede aportar un toque distinguido. Caracterizada y reconocible tanto por su forma redonda como por su visera pequeña.

Brooks Brothers

Fedora: El sombrero más popular y clásico es de textura suave con hendiduras en los costados y en la parte superior de la copa. Sí, es el de Indiana Jones, Humphrey Bogart o Pharrell Williams.

Brooks Brothers

Homburg: Una elección elegante que carece de hendiduras a los costados y tiene una banda de tela que rodea la base de la copa y la visera. Su ala siempre está curveada hacia arriba.

Lock & Co. Hatters

Trilby: Un sombrero británico ideal para ocasiones informales. Cuenta con una hendidura circular al costado y con una visera plana en su frente que se curvea en la parte trasera.

Zara

Leer: Los 12 mandamientos del nuevo caballero

La etiqueta del sombrero

El sombrero se puede utilizar en cualquier situación pero conlleva una responsabilidad al llevarlo: siempre debes tener claro en qué lugares y momentos lo tienes que retirar de tu cabeza. Aquí te damos algunos ejemplos:

- En lugares de ambiente solemne como funerales o centros religiosos.

- Dentro de casas, restaurantes y edificios. Quedan exceptuados los pasillos y zonas comunes.

- Al estar comiendo, a excepción de si se está haciendo en una barra de cafetería.

- Al conversar con alguien.

Y estas son las situaciones en las que simplemente lo tienes que alzar o al menos llevar tu mano a la visera:

- Al saludar y despedirse de una persona.

- Para pedir una disculpa.

- Al expresar agradecimiento.

Hackett

El color y el material indicados

En el momento de elegir un color, ten presente que este es un accesorio que debe fundirse con el resto de tu ropa. Por eso el gris, el café y el azul oscuro son la mejor opción de compra. Evita siempre los brillantes, ya que no combinan con casi nada, y el negro porque solamente es para eventos de gala.

Respecto al material, el sombrero puede estar hecho de muchos materiales como la lana, la paja o el junco. Aún así, el principal y el más popular es el fieltro, con una textura y composición que se adapta fácilmente a los cambios de clima. La recomendación que te hacemos es que nunca compres uno de un material sintético como el plástico ya que suelen perder calidad y se ven mal.

Brooks Brothers

También podría interesarte

Ahora ve
Conoce los detalles de "La Bella y La Bestia"
No te pierdas
×