¿Un trago amargo?

Los bitters o amargos han retomado el protagonismo, aquí unas sugerencias que te encantarán.
-
La amargura en casa  -

Preparar un bitter a tu gusto es muy sencillo si cuentas con muy buenos ingredientes. Para no sacrificar la calidad de tu amargo;  sea cual sea tu base alcohólica (digamos, un vodka o una ginebra), usa sólo marcas que tomarías en las rocas.

Después, sólo tienes que elegir el perfil que buscas en tu amargo: floral, especiado, frutal... Los ingredientes que utilices para lograr lo que tienes en mente – pimienta, cáscara de naranja, flores de Jamaica- tienen que estar en reposo un par de días en el alcohol y listo. 

Toma en cuenta que algunas raíces y flores pueden necesitar hasta 10 días de maceración: por ejemplo, una mezcla básica puede ser cáscara de naranja, cáscara de limón, semillas de anís y cilantro que se pueden macerar por 10 días en vodka.

También puedes usar tu creatividad y ganar variedad al agregar distintos agentes de sabor, como frutas, especias o caramelo.

Aquí nuestra sugerencia de tragos amargos. 

Hanky Panky: este trago se recomienda como digestivo aunque solito es toda una batería para beber.

Mezcal mule: es ideal para unos tacos de cochinita pibil con todo y el habanero.

Good Night Kiss: lo único que este trago necesita para ser mejor es que lo bebas mientras comes una barra de chocolate.

Zacatecas: por los tonos dulce, esta combinación va muy bien con un bloque de foie gras.

Pink Gin: un trago para seducir y acompañar un buen curry.

Ahora ve
Fragmentado, la película de terror psicológico más esperada del año
No te pierdas