G.H. Mumm, el champagne oficial de la F1

Entrevistamos a Diddier Mariotti, el responsable de la bebida de los ganadores
-
Cortesía de G.H. Mumm  -  (Foto: Cortesía de G.H. Mumm)

Pocas imágenes se quedan tan grabadas en nuestra cabeza como cuando el primero, el segundo y el tercer lugar de la F1 suben al pódium a celebrar sus laureles y destapar el champagne, símbolo de euforia, festejo y convivio.

El champagne y la F1 han ido históricamente de la mano y, desde 1999G.H. Mumm es el champagne oficial de los máximos circuitos del mundo. El responsable de su sabor estuvo en México y tuvimos la oportunidad de platicar con él.

Didier Mariotti no sólo es el Director General de esta icónica marca (que recientemente ha entrado a nuestro país, pero que es el champagne más vendido en Francia), sino que también es el responsable de decidir cuando una botella está lista para salir al mercado.

Leer: La sala de trofeos de un campeón de F1

"El mío tiene que ser uno de los mejores trabajos del mundo, pruebo más de 400 mezclas para determinar el sabor ideal de las diferentes gamas de Mumm y degusto vinos que estarán listos para venderse en cuatro o cinco años. Así, estoy todo el tiempo pensando en el mejor sabor del presente, pero también en el mejor sabor a futuro", nos platica Didder, desde una terraza en el DF, mientras brindamos con el nuevo Mumm Rosé.

Y es que, efectivamente, el champagne es una bebida en constante innovación, aunque firmemente apegada a sus raíces. "El hecho de seguir innovando en la forma de hacer champagne tiene que ver también con su versatilidad. En un inicio se empezó a consumir como vino de postre, después se convirtió en un aperitivo y hoy en día está muy relacionado con la cocina y su maridaje con la gastronomía. Aunque también es un esencial en las ocasiones para celebrar, convivir y compartir. Es una bebida que todo el tiempo te habla y te toca, que lo mismo puede ser para un momento de intimidad con tu pareja que para el convivio con tus amigos. Por lo tanto, hay que dejarse seducir por ella en todo momento”, agrega.

Con la llegada del Gran Premio de México, estamos ante la ocasión ideal para comenzar a adentrarnos en el mundo de está icónica bebida que, para Didier, tiene la virtud de ser una bebida de 24 horas que crea convivialidad. "Lo mismo la puedes tomar en el desayuno como una mimosa, que en la comida o en la tarde y la noche. Seguro sus burbujas crearán ese efecto que une y alegra, que incita a compartir", sentencia.

También podría interesarte

Ahora ve
G Shock festeja su primer año en Cancún
No te pierdas