Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Stelvio, el primer SUV de Alfa Romeo, llega a México

Cuando Alfa Romeo informó que entraría a los SUV, el mundo se mostró escéptico. Hoy, Stelvio está en México, para demostrar que el diseño no está peleado con la comodidad y el buen manejo
Stelvio
Stelvio La nueva SUV de Alfa Romeo. (Foto: Víctor Galván)

“Vine a Comala porque me dijeron que acá vivía mi padre, un tal Pedro Páramo. Mi madre me lo dijo antes de morir”, así inicia Pedro Páramo, una de las joyas literarias más importantes en nuestro idioma, una auténtica obra de arte. Y nosotros viajamos a Comala para conocer otra obra de arte, la más reciente joya de Alfa Romeo , Stelvio.

Y es que no se trata solamente del hermoso diseño italiano (que a veces ya ni nos sorprende al estar tan acostumbrados a verlo), sino a lo que han logrado con la relación de peso (50/50) y la configuración en el motor turbo de cuatro cilindros 2.0 litros.

En este primer manejo de Stelvio, nuestra ruta era sencilla: de Manzanillo a Comala, y terminar en Colima. Una serie de curvas que nos permitieran comprobar uno de los propósitos de Stelvio, tener confort y buen manejo en ese tipo de carreteras.

Como un primer vistazo, Stelvio se mantiene fiel a los cuatro pilares de la marca italiana: tecnología de competición; performance de competición; inconfundible estilo y diseño italiano, todo ligado a una fuerte herencia de carreras de autos que se ve reflejado en una nueva perilla para cambios de modos de manejo marcado por las letras DNA.

Publicidad
Stelvio, Alfa Romeo
Stelvio, Alfa Romeo

Dinámico, Natural y ‘Advanced efficiency’ son los tres modos de manejo que te permiten acoplarte a cada circunstancia. Pasar del “A” al “D”, es desatar a una bestia que entrega los 280 caballos de fuerza, hace el 0-100 km/h en 5.4 segundos y tiene una velocidad tope de 231 km/h. Y sí, seguimos hablando de un SUV , un vehículo por el que podrás pasar por los niños a la escuela.

Los puntos fuertes podrían sonar a cliché: comodidad, cuidado al detalle, diseño italiano, vanguardia… pero… de verdad lo ofrece. Así que nos centraremos en esos puntos que no se ven a simple vista, como el hecho de que la pantalla no sea táctil, o que la imagen de la cámara de reversa sólo se proyecte a la mitad de la pantalla.

Manejar Stelvio es olvidarse del día a día y enfocarse en aspectos que tenemos olvidados, como el disfrutar de la melodía de un motor perfecto, abusar de una dirección que te obedecerá en todo momento y hasta dejar de lado que se trata de un SUV para tener un manejo de un deportivo. Y eso lo pudimos comprobar en esos caminos que describía Juan Rulfo en “Pedro Páramo” como de ‘sube y baja’, pues “para el que va, sube; para el que viene, baja”.

Publicidad

¿Cuál es el precio? 1,350,000 pesos.

Newsletter

Has quedado suscrito al newsletter

Publicidad