Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

BMW Serie 1, tres cilindros que sorprenden en cada curva

La armadora alemana trae a México un auto que busca innovar en el segmento con potencia, eficiencia y mucho confort.
BMW The 1.jpg

La carretera entre el Aeropuerto de Hermosillo y Bahía de Kino, en Sonora, es sinuosa, recta y tiene 100 kilómetros. Ese tramo fue nuestro primer contacto con el nuevo BMW Serie 1, un compacto que redefine lo creado por la armadora alemana en las versiones pasadas, y le añade la sensación de manejo que le ha dado fama y prestigio a la marca.

Si bien la tracción trasera es una de las mayores características de BMW, el hecho de que The 1 tenga tracción delantera no disminuye las bondades de la marca bávara, sino que representa una adaptación a su legado.
El 118iA Sport Line está dotado de un eficiente motor 1.5 litros, tres cilindros TwinPower Turbo ligado a una transmisión automática de doble embrague de siete velocidades, que genera 140 caballos de fuerza y 162 lb-pie de torque, con lo que consigue el 0 a 100 Km/h en 8.5 segundos.

BMW 1 lado.jpg
Publicidad

El dinamismo es una de sus mayores características y, aunque la marca nos comentó que la velocidad tope era de 213 km/h, en el ambiente controlado de la larga recta, pudimos rodar a 217 km/h en la mejor de las comodidades. Mecánicamente funciona a la perfección. La suspensión y dirección son magníficas y los detalles extremadamente cuidados, como nos tiene acostumbrados las armadora, que incorpora en este compacto un cockpit digital, así como un funcional head up display.

Una de las características que se robó el camino fue el techo panorámico con quemacocos, que da la sensación de mayor espacio, además de mejorar la experiencia en carretera. A pesar de que es 5 mm más corto que su antecesor, el interior es espacioso, ya que creció 34 milímetros a lo ancho y 13 mm de altura. La cajuela permitió que entraran sin problemas cuatro maletas medianas y sobrara espacio para otras tres más… al menos.

El diseño exterior, aunque renovado en esta tercera generación, mantiene los rasgos clave del modelo, como la nariz de tiburón y la parrilla doble en forma de riñón con un mayor tamaño. Toda la silueta luce musculosa y con detalles elegantes, como las luces traseras con forma de “L”.

Tal y como se presenta en modelos más grandes de la marca The 1 incluye un asistente de estacionamiento (con maniobra automática para salir de estacionamientos paralelos), cámara de visión trasera y asistente de reversa, un innovador sistema que “guarda” las maniobras de los últimos 50 metros, para reproducirlas a la perfección, en reversa (para salir de lugares con poco espacio) y control de gestos. Sin duda Serie 1 en su tercera generación es uno de los mejores compactos premium y tras nuestro primer contacto, ahora sólo podemos pensar en manejarlo en ciudad.

BMW 1 interior.jpg

Deportivos, de lujo, clásicos...
Te enviamos la información de tus autos favoritos.

Publicidad