Los 8 mejores conciertos de medio tiempo en el Super Bowl

Los artistas también hacen touch down en estas emblemáticas actuaciones
-
The Rolling Stones en el Ford Field (Getty Images)  -  (Foto: The Rolling Stones en el Ford Field (Getty Images))

¿Quién dijo que el medio tiempo del partido sólo era para ir al baño? Así lo fue en el Super Bowl hasta la década de los 90, en la que los artistas más destacados del pop y el rock encontraron un espacio para celebrar los conciertos más espectaculares de todas las finales deportivas del planeta.

Obviamente, no menospreciamos que el mayor interés de estas finales sea el fútbol americano pero se debe reconocer que parte de los ratings se deben a estas actuaciones. Sin ir más lejos, el año pasado la competencia entre los Patriots y los Seahawks (sí, la misma que vió a Katy Perry bailar con un tiburón borracho) logró la cifra de 111,5 millones de espectadores ante la pantalla.

Todavía está por ver que pasará este año pero si las peticiones multitudinarias de internet consiguen su cometido, los legendarios rockeros de Metallica pueden ser los encargados de prender a las masas de fans del deporte. Es por ese preciso motivo que hemos decidido revisar los 6 conciertos más memorables del Super Bowl.

Michael Jackson (1993)

Si se refieren a alguien como al "rey del pop" es por algo. Tras ser anunciado por la profunda voz del mismísmo James Earl Jones, Jackson se paró ante un público que lo ovacionó durante 90 segundos. A partir de ahí se sucedieron los éxitos, uno tras otro. Comenzando con una floja Jam, el ambiente mejoró cuando sonó Billie Jean, Black or White para acabar con Jackson cantando We are the World rodeado por una multitud de 3,500 niños. Espectáculo en mayúsculas.

 

U2 en el Louisiana Superdome (2002)

El año después de los lamentables atentados del World Trade Center, los irlandeses rindieron un multitudinario y emocionante tributo a los caídos. Tras abrir con Beautiful Day, Bono recitó el nombre de las víctimas de la masacre durante Where The Streets Have No Name mientras mostraba la bandera americana. Sin duda, una imagen y una música que logró tocar el corazón a muchos.

 

Paul McCartney en el EverBank Field (2005)

Todos sabemos que pasa cuando se canta Hey Jude en un estadio lleno de gente. Efectivamente, coros épicos. Un año después del "incidente Janet Jackson", McCartney subió el listón de la clase a la final con las mejores canciones de Beatles y Wings. Una actuación épica de un verdadero maestro de la música. 

 

The Rolling Stones en el Ford Field (2006)

Si hay un beatle en la lista también deben salir los stones. Sólo les bastaron tres canciones a Jagger y a Richards para prender como nadie al fan del futbol americano y del rock más puro. Realmente, cuando el grupo más longevo en activo canta Satisfaction o Start Me Up hasta una señora de 90 años se mueve.

Leer: Los 5 deportistas mejor pagados

Prince en el Miami Sun Life Stadium (2007)

El excéntrico e hiperactivo guitarrista saltó al escenario con todas las armas para dar un show extenuante. Las versiones de Queen, Foo Fighters o Bob Dylan fueron sólo el aperitivo de un showman que se dedicó a encantar a su público como si se tratara de una serpiente. Sin embargo, una intervención de él no puede estar nunca libre de su peculiar y provocativa polémica. El solo de guitarra de Purple Rain logró encolerizar al público familiar cuando su silueta con la guitarra proyectaba una forma fálica sobre la pantalla. 

 

Bruce Springsteen & the E Street Band en el Raymond James Stadium (2009)

Si Bruce sigue agotando todos los boletos de sus conciertos es debido a que es un cantante enérgico que se deja la vida en el escenario. El Super Bowl de ese año no fue una excepción. Sus mejores éxitos sonaron más fuertes que nunda aquel día. Desde Tenth Avenue Freeze-Out a Born to Run, cada canción demostraba realmente who's The Boss.

 

Beyoncé en el Superdome (2013)

Pocas cantantes saben dar un concierto de pop tan intenso al que sólo puede seguir un apagón de 34 minutos. El Superdome vió ese día cómo la frontwoman de R&B se convertía en una estrella de categoría internacional. Con sencillos como Crazy in Love o Halo cantados a la perfección y All the Single Ladies (acompañada de dos ex Destinys Child) es indudable que Beyoncé encandiló a su público como nadie.

 

* Mención especial 

Justin Timberlake y Janet Jackson en el Reliant Stadium (2004)

Cualquiera que mencione los momentos del Super Bowl de los que todos (absolutamente todos) nos acordamos jamás obviará este concierto. Ese "error" de vestido que acabó mostrando el pecho de la hermana de Michael Jackson alcanzó el hall of fame sin haber sido una actuación tan increíble. Eso sí, fue totalmente noventera. P. Diddy, Nelly y Kid Rock son las pruebas de ello.

También podría interesarte

 

Ahora ve
Este es el porno que le gusta a los mexicanos
No te pierdas
×