Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Una mirada diferente de Max Verstappen, el piloto que ganó el GP de México F1

Max se llevó la carrera celebrada en la CDMX y antes de ser piloto, pensó en ser futbolista.
Max Verstappen
Max Verstappen GP de México

A sus 20 años, Max Verstappen, de Red Bull, encabeza a los pilotos que avanzan rápidamente en la escalera que lleva del Kartismo al glamour de la Fórmula 1 y lo demostró en la carrera del pasado domingo en la CDMX .

No se trata de un novato. Red Bull, aprovechando la indecisión de Mercedes para unirlo a sus filas, lo contrató para debutar en su equipo satélite, Toro Rosso, tras apenas un año en la Fórmula 3 europea. Así, Max saltó a la Fórmula 1 a sus 17 años, luego de probarse con la escudería, por primera vez, cuando aún tenía 16. Solamente Kimi Räikkönen debutó en la F1 con menos carreras en la Fórmula 3 que él.

La carrera de Verstappen ha sido atípicamente meteórica. Su arribo a la máxima categoría fue muy controvertido y, como consecuencia, se crearon nuevas reglas, que ahora requieren una edad mínima de 18 años para recibir la licencia que se necesita para correr en la Fórmula 1. De esta manera, Verstappen ya pasó a la historia.

Publicidad

Lee: Video: Max Verstappen llegó al GP de México en microbús y al son de mariachi

Max nació cuando su padre Jos Verstappen corría en Fórmula 1. Su mamá, Sophie Kumpen, fue una exitosa piloto de karts. Cuando cumplió cuatro años, Max recibió como regalo su primer kart y, en los primeros tres años compitiendo, ganó casi todas las carreras locales en las que participó.

La temporada 2017 ha sido difícil, pero no baja los brazos. Max no está contento y el riesgo estriba en que podría dejar Red Bull si el equipo no es competitivo el próximo año y, adicionalmente, si se abre la oportunidad para Mercedes, que de seguro tiene en mente la que desperdició.

 Max Verstappen
GP de México 2017

Poco antes del Gran Premio de Italia, en el que volvió a mostrar de lo que está hecho, platicó con nosotros y esto fue lo que nos respondió.

¿Era difícil la relación con tus padres?
Al contrario, siempre ha sido muy buena. Sé que es muy importante tener una buena relación con tus padres, así que trato de verlos lo más que puedo cuando no estoy corriendo.

¿Tienes algún estilo para vestir?
Para ser honesto, no me importa mucho eso. Depende de la situación. Cuando estoy en casa trato de estar lo más cómodo posible y cuando es algo importante, siempre me preocupo por verme bien.

¿Cómo va tu tercer año en la Fórmula 1?
Bastante bien. Siempre fue mi sueño ser piloto de Fórmula 1, así que estoy feliz de estar ahí. Tienes que encontrar aquello en lo que puedas brillar, para lo que tengas talento, algo que verdaderamente disfrutes. Intenté con el fútbol y el ciclismo, pero terminé escogiendo las cuatro ruedas. Cuando empiezas a ganar carreras lo disfrutas más y trabajas duro para seguir obteniendo victorias.

¿La Fórmula 1 es lo que esperabas?
Nunca sabes qué esperar, realmente. Cierto, había visto mucho de Fórmula 1 cuando era niño, pero no hay nada que hoy me sorprenda.

En una carrera tan corta, ¿ya tienes momentos favoritos?
Sí, como mi victoria en España. La primera vez que ganas un Gran Premio siempre es algo muy especial. También me gustó la carrera sobre el agua en Brasil, y algunas más de 2016, como, por ejemplo, Austria, con los dos autos de Red Bull en el podio. He tenido muchos buenos momentos.

Max Verstappen
Max Verstappen en GP de México de F1

¿Cómo defines tu estilo detrás del volante?
Para mí, es difícil de explicar porque cada uno tiene una visión de manejo diferente. Te tienes que adaptar todo el tiempo a distintos estilos porque cada pista es diferente. El estilo depende de ti y de qué tan rápido te adaptes al auto.

¿Tienes amigos en la Fórmula 1?
Realmente, no. Digo, puedo tener una buena relación con algunos de ellos, pero con tantas cosas que atender y una agenda tan ocupada nunca pasas mucho tiempo de calidad con nadie.

¿Quién es o fue tu ídolo?
Para ser honesto, no tengo ninguno. Por supuesto, le tengo mucho respeto a mi papá, pero, de ahí en fuera, no tengo. Él fue modelo, amigo y maestro. Pero también mecánico, entrenador, guía. Básicamente, todo en uno. Mi papá sabía lo que era estar en Fórmula 1, siempre me enseñaba y me explicaba todo, desde mis cuatro años

¿Te has perdido de algo en la vida?
La verdad, no. Porque esto es lo que siempre he querido hacer. Nunca sentí que me estaba perdiendo de algo. Siempre quise correr autos y llegar a lo más alto, que es correr en Fórmula 1. Ahora estoy ahí, así que, realmente, no me he perdido de nada.

Historias deportivas en tu correo
Te enviamos la información más relevante sobre deportes.

Publicidad