Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El clásico entre River Plate y Boca Juniors que retiró a Maradona

Hoy se vive una edición más del Superclásico argentino. Por ello, recordamos un partido que vio en 1997 el adiós de Diego Armando Maradona.
Diego Armando Maradona con Boca Juniors

La final de la Copa Libertadores de América no podía ser más pasional. River-Boca, el Súperclásico argentino, disputará una edición más para superar los 200 encuentros, pero ahora, con el trofeo más prestigioso del continente en juego, tal y como pasara en la semifinal de 2004.

En aquella ocasión el juego se disputaría, también, en el estadio Monumental, sin un solo seguidor de Boca Juniors, debido a “cuestiones de seguridad”, argumentarían las autoridades. Tras un empate en el último minuto por parte de River, la final se fue hasta los penales, para que Javier Villarreal se vistiera de héroe tras anotar por los visitantes luego del error de Maxi López.

Pero ese no es el partido que recordamos este día, sino aquel que marcara el retiro de uno de los jugadores más importantes en la historia del deporte, Diego Armando Maradona.

El 25 de octubre de 1997, durante el torneo Apertura del torneo argentino, ambas escuadras se enfrentaban en el Monumental, el estadio de River . A diferencia de su primer Superclásico (en 1981) en el cual anotó tres goles, el Diego tenía la pólvora mojada y no pudo conseguir un solo tanto.

Maradona no saldría a la cancha en el segundo tiempo y en lugar de la playera 10, se presentaría el número 8, un jovencito llamado Juan Román Riquelme .

Publicidad

Con el 1-0 en contra Boca logró dar la vuelta al marcador y con goles de Marcelo Toresani y Martín Palermo se llevó el triunfo. Aunque una noticia más importante se daría tras el partido. Maradona anunciaba su retiro como jugador. El duelo frente al mayor rival de su equipo había sido suficiente para que el 10 dijera adiós. El tiempo había vencido y jamás volveríamos a verle como profesional.

Con 36 años de edad, Diego Armando dejaría de ser un ídolo en activo, para convertirse en la leyenda que el mundo admira hoy.

Newsletter

Has quedado suscrito al newsletter

Publicidad
Publicidad