5 revelaciones del documental sobre Heath Ledger

El cineasta Spike Lee realizó 'I am Heath Ledger', considerado un retrato humano que va mucho más allá de la estrella de cine.
Joker
Heath Ledger  Joker  (Foto: Shutterstock)

A casi una década del fallecimiento de Heath Ledger, quien ganó de manera póstuma el Oscar a Mejor Actor de Reparto por su papel como El Guasón en The Dark Knight (2008), el cineasta Spike Lee hace el retrato más revelador e íntimo de este actor australiano que conquistó Hollywood.

I Am Heath Ledger, estrenado en la pasada edición del Tribeca Film Fest, presenta el lado más humano del actor, quien murió en 2008 de una sobredosis accidental. A partir de las declaraciones de sus amigos más cercanos, colegas de industria y sus familiares, se dibuja la personalidad de este sensible artista, pero quizá lo más atractivo de este filme es que contiene imágenes inéditas y súper personales de Ledger que él mismo grabó porque, como pronto se descubre en el documental, siempre estaba con cámara en mano.

Aquí los aspectos más reveladores del documental:

1. Era muy inseguro
En la audición para The Patriot, que coprotagonizó junto a su ídolo Mel Gibson, tuvo una crisis de confianza y paró de actuar. Intimidado, se disculpó con los productores y el director Roland Emmerich por hacerlos perder su tiempo. Según su agente, esta escena se repetiría muchas veces en su carrera, pues el miedo a no cumplir con sus propias expectativas lo saboteaba y “casi siempre pensaba en dejar cada película que hacía”.

2. Amaba Burning Man
Este festival alternativo y artístico realizado anualmente en el desierto de Nevada —en donde no existe dinero y todo intercambio se realiza por trueque— fue descrito por sus allegados como "su lugar favorito en la Tierra y en donde mejor se sentía".

3. Deseaba la fama y después la odió
Obtener reconocimiento fue el combustible más importante para proyectar su carrera como actor, pero una vez que la obtuvo lo empezó a consumir. Su agente y amigos recuerdan que hablar sobre sí mismo y la posibilidad de obtener un Oscar por sus papeles en Brokeback Mountain (2005) y The Dark Knight (2008) le resultaba muy incómodo, al grado que las entrevistas con la prensa sobre este tema le parecían insostenibles.

4. Amaba la música tanto como el cine
Su músico favorito era el cantautor Nick Drake y estaba obsesionado con llevar su vida a la pantalla grande, pues también soñaba con ser cineasta: es descrito en el documental como alguien que sólo fue actor como medio para poder ser director; sin embargo sólo llegó a dirigir dos cortometrajes en 2009, Modest Mouse: King Rat y N'Fa Jones: Cause An Effect. Su mejor amigo era el cantautor Ben Harper, quien confiesa que Ledger le pidió que hiciera una canción (“Happy Everafter in Your Eyes”) para su hija Matilda, que finalmente se editó en el disco Both Sides of the Gun.

5. Era un gran jugador de ajedrez
Comenzó a jugar desde muy pequeño y no era extraño verlo en los tableros públicos al aire libre del New York Washington Square Park, jugando con extraños apostando algunos dólares. Quienes llegaron a compartir el tablero con él lo describían como un jugador divertido a quien le gustaba molestar verbalmente a sus contrincantes para romper su concentración.


Ahora ve
8 señales que nuestro cuerpo envía cuando no tenemos sexo
No te pierdas
×