Las 5 muertes de stunts más impactantes de la historia

A lo largo de la historia del cine y la televisión han ocurrido trágicos accidentes durante el rodaje de importantes producciones de Hollywood.

Deadpool 2

1

La noticia de la muerte de una doble de acción en el set de Deadpool 2 dio la vuelta al mundo desde hace semanas. La actriz, de identidad desconocida, estaba realizando acrobacias con una moto para una escena y por cuatro veces consecutivas lo hizo a la perfección, sin embargo, no tuvo tanta suerte para la quinta porque perdió el control del vehículo y se estrelló con el ventanal de un edificio.

The Walking Dead

2

Si creías que ser stunt en esta serie basada en el cómic de Robert Kirkman conlleva únicamente caracterizarse como muerto viviente estás muy equivocado, pues John Bernecker, tenía que protagonizar una caída de 6 metros de alturas desde un balcón para la octava temporada. Lamentablemente unos centímetros hicieron toda la diferencia, pues el actor aterrizó afuera del área y, aunque un helicóptero llegó en menos de 7 minutos para trasladarlo a un hospital en Georgia, murió de muerte cerebral.

Troya

3

La cinta basada en el clásico de la literatura, La Ilíada, con material de su continuación, La Odisea, tenía que contar con un elenco de miles de extras y actores de riesgo para filmar las escenas de batallas. Lamentablemente uno de ellos, George Camilleri, falleció de dos ataques cardíacos luego de sufrir una fractura de tercer grado en una pierna mientras filmaban.

Los Indestructibles 2

4

El doble del actor Sylvester Stallone falleció en Bulgaria durante el rodaje de la cinta Los Mercenarios 2. El accidente ocurrió en un contenedor, cuando la víctima y otro stunt preparaban una escena de explosión en un barco y ala parecer no se contaba con las medidas de seguridad necesarias.

xXx

5

Vin Diesel, además de la muerte de su mejor amigo (Paul Walker), ha tenido que lidiar con otra pérdida bastante traumática: la muerte de su doble en la película Triple X, quien falleció mientras protagonizaba una peligrosa escena de descenso de rapel. El stunt, Harry O´Connor, falleció al instante y el error se debió a que se soltó por accidente de la cuerda que lo sujetaba y se estrelló contra el piso a gran velocidad.