Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Nuestras Historias

Publicidad

¿Cortar o no cortar? Ellas opinan sobre el vello púbico masculino

Ante el dilema de cortar o no el vello púbico, recurrimos a la opinión de cinco mujeres para que puedas tomar una decisión informada
The 40 Year Old Virgin
Steve Carell en The 40 Year Old Virgin

Desde que el hombre es hombre, el vello corporal ha sido uno de sus grande símbolos de masculinidad. Basta recordar el mito de Sansón y Dalila para entender la asociación entre el pelo y la fuerza física, y, de este modo, podríamos comenzar a entender la razón por la que nos aferramos con tanto empeño a las capas de vello que cubren nuestro cuerpo. Sin embargo, los tiempos cambian y a donde sea que miremos –revistas, pantallas de cine y televisión, sitios de Internet–, nos topamos con imágenes de cuerpos masculinos desprovistos de vello.

Las campañas publicitarias de máquinas de afeitar corporales y clínicas de depilación definitiva están por todos lados y, entonces, la cuestión que queda sobre la mesa es: ¿Cortar o no cortar? Uno de los temas menos discutidos es el del vello púbico, pues por mucho tiempo cualquier tema que gira en torno a nuestros órganos sexuales ha sido un tabú.

Pedimos a cinco mujeres su opinión respecto a cómo prefieren el vello púbico. Al natural, recortado, inexistente… En realidad no hay una respuesta correcta, pero tal vez sea momento de preguntarle a tu pareja cuáles son sus preferencias, pues la única certeza es que tomar su opinión en cuenta puede mejorar considerablemente tu vida sexual.

Vello púbico
Vello púbico

Personalmente, prefiero que no haya vello. Sobre todo, es mucho más cómodo al momento de hacer un blow job. Por otro lado, hace que el sudor se acumule menos y me parece que hace que un pene se vea más lindo. La única desventaja es que puede generar comezón cuando comienza a crecer. Si por una preferencia personal, un hombre no está dispuesto a deshacerse del vello por completo, que lo recorte y lo mantenga en buen estado es algo que se agradece mucho”. –L, 37 años.

Publicidad

“Definitivamente, prefiero estar con un hombre que tenga el vello púbico rebajado. Si no tienen absolutamente nada, me gusta, pero me parece más 'kinky'. Es muy importante porque es una forma de ser más higiénico y de demostrar preocupación por el cuidado personal; también me parece que es una forma de demostrar preocupación por la otra persona”. –A, 26 años.

“Personalmente, no me molesta que los hombre no se depilen el vello púbico, aunque claro, depende de que tan velludos sean. Nada con exceso, todo con medida. Me he topado con algunos hombres que se rasuran, pero les da mucha comezón cuando les comienza a crecer. Si están dispuestos a darle mantenimiento, está bien que se lo corten, pero si no, es mejor que se lo dejen crecer. También sé de algunos que se lo cortan para que ‘su amigo’ se vea más grande de lo que es”. –K, 31 años.

A mí me gustan los hombres que llevan el vello púbico recortado, pero no me gusta que no tengan nada. Soy muy feminista , pero en este sentido tal vez soy un poco machista. Me gusta que los hombres tengan algo de pelo. Me genera conflicto estar con un hombre que tenga menos pelo que yo”. –E, 32 años.

“Casi todas mis experiencias han sido con chicos muy velludos que no se cortan el vello púbico. En cierto modo, me parece que es lo natural en un cuerpo. Sin embargo, hace poco tiempo que estuve con un chico que se lo recorta y me resultó una experiencia muy agradable. Me parece que es algo higiénico y creo que habla bien de la persona pues quiere decir que se cuida, más allá del aspecto estético”. –M, 25 años.

Newsletter

Has quedado suscrito al newsletter

Publicidad
Publicidad