Así es la colección abstracta de Carlos Amorales

Conversamos con el artista mexicano en su estudio de la colonia Juárez para explorar su obra.
Carlos Amorales
Carlos Amorales  Carlos Amorales  (Foto: César Sandoval)

Una fotocopiadora preside la sala mientras Carlos Amorales, rodeado por sellos minuciosamente ordenados en las estanterías de sus paredes, recorta símbolos que parecen sacados de un códice arcano y los pega en hojas de papel. “Estoy haciendo unas partituras que tocarán cinco músicos”, comenta sin dejar de mirar estos signos, alineándolos.

Cada símbolo corresponde a una letra y cada letra, a una de las 54 ocarinas que se escucharán en la próxima 57a Bienal de Venecia. La música será la banda sonora para la proyección de su película de animación, La aldea maldita, que trata el candente tema de la inmigración. La cinta forma parte de una obra más extensa que, bajo el nombre de La vida en los pliegues, busca redefinir los límites del lenguaje. Así, personajes, subtítulos y melodías se derivan de una misma tipografía abstracta que Amorales sella y fotocopia hasta obtener sus sellos y obras.

El artista mexicano siempre ha explorado todos los formatos, exceptuando la pintura, y asegura que la cuestión de clasificarse con uno solo nunca le llamó la atención. “Siempre me han interesado muchas más cosas, como la cultura pop o el rock...”, explica.

Es por eso que ha hecho cosas tan dispares en su carrera, como crear el sello discográfico Nuevos Ricos junto a Julián Lede —alias Silverio, inventar dobles suyos para combatir en la lucha libre o mezclar tipografías con el trabajo de las publicaciones dadaístas como referencia. Ahora, la reconfiguración lingüística de La vida en los pliegues representará a México en la Sala de Armas del Arsenal de Venecia, de la mano del INBA, y podrá ser admirada por los visitantes hasta noviembre de este año.

Tipografías imposibles

RECONOCER LO CONFUSO
“Esta tipografía la comisioné a una diseñadora con el encargo de que la pudieras entender y no. A mí me recuerda al armenio o al idioma de Azerbaiyán”.

LA VIDA EN LOS PLIEGUES
“Para La vida en los pliegues utilicé recortes de papel y los combiné por niveles hasta que fueran paisajes o personajes. Son sellos creados con sellos”.

SIMBOLOGÍA UNIVERSAL
“Aquí busqué desde imágenes mitológicas hasta el Gato Félix −ése fue el límite− para trazar sus estructuras esenciales y componer estos símbolos”.

EL MANIFIESTO FUTUROCOMUNISTA
“Estos sellos son partes de manifiestos clásicos de todos los tipos: fascistas, comunistas, futuristas o surrealistas. Así, puedes hacer un manifiesto de manifiestos que se contradice”.

ABSURDIDAD POLÍTICA
“Aquí hay puras siglas de partidos políticos latinoamericanos que, al juntarlos, crean palabras sin sentido o glosolalia, algo que hacemos borrachos. Por ejemplo, UNIR con PRI crea UNIRPRI”.

Ahora ve
Los momentos más sexys de Marilyn Monroe
No te pierdas
×