El bueno, el feo y el malo

Analizamos lo mejor, lo peor y lo desconocido de los nuevos Samsung Galaxy S6
-
Samsung Galaxy S6 de frente  -  (Foto: Samsung Galaxy S6 de frente.)

La costa mediterránea de la Barceloneta sirvió de marco para que, después de filtraciones, rumores y expectativas, aparecieran los nuevos smartphones con los que Samsung planea competir la primera mitad del 2015: el Galaxy S6 y Galaxy S6 Edge.

Al terminar la presentación, tuvimos la oportunidad de utilizar ambos equipos y esto fue lo que nos encontramos:

Lo bueno

Los materiales hacen que el equipo sea mucho más ligero, y el vidrio Gorilla Glass de cuarta generación al frente y en la parte posterior permite que los teléfonos se sientan muy suaves al tacto.

Mientras que el Galaxy S6 se siente como un teléfono tradicional, el edge se ajusta mucho mejor a la mano, gracias a su diseño más ergonómico. Pese a ser mínima la curvatura, el equipo sí tiene un mejor agarre que su hermano plano.

Sin embargo, no todo es comida, el S6 Edge es un poco más difícil de manejar en su navegador, ya que en la parte curva es más complicado seleccionar contenido como links o videos. Sin duda, será un proceso de un par días para el usuario el llegar a acostumbrarse.

En el equipo Edge puedes asignar un color a cada contacto favorito y su pantalla de SÚPER AMOLED muestra colores profundos y de alto contraste, cuando alguno de esos contactos te llama o manda mensajes.

Lo malo

La batería vuelve a ser incluida de facto dentro del equipo, por lo que es imposible cambiarla en caso de que se acabe. Samsung promete que los motivos radican en que la batería es mucho más grande de 2550 mAh, tiene tecnología de carga rápida e inalámbrica, lo que permite al usuario recargar el equipo con mayor facilidad.

Los colores de los equipos, a pesar de ser vivos, tienen algunas discrepancias en su tonalidad y algunos incluso se mostraron degradados a pesar de ser unidades de demostración.

El diseño en su parte inferior es semejante en grado de confusión con los iPhone 6 y iPhone 6 Plus de Apple presentados hace siete meses.

Lo desconocido

Ejecutivos de Samsung desconocieron si su método de pago, Samsung Pay, llegará a funcionar en México aunque aseguraron que sería "fácil de implementar".

El equipo llegará en abril a México, pero se desconoce si estará disponible el 10 de abril como en Chile y Estados Unidos.

Tampoco se sabe si se fabricará en la planta de Querétaro o si será importado como en otras ocasiones.

 

 

Ahora ve
Andy Warhol llega al Museo Jumex en la CDMX
No te pierdas
×