14 sándwiches para dar la vuelta al mundo

Que mejor forma de abrir el apetito que echando un vistazo a lo que se come entre dos panes por todo el globo.
-
1. Turquía: Döner Kebab  -  (Foto: 1. Turquía: Döner Kebab)

Poner comida entre dos panes no es nada exclusivo de ningún país. Desde que al ser humano se le ocurrió la genial idea del sándwich, esta forma de comer ha evolucionado con los ingredientes de cada región. Te proponemos 14 maneras exóticas de preparar tu propio snack internacional:

1.   Turquía: Döner Kebab

De gran popularidad en todo el mundo, el pan de pita abierto y relleno de carne (res, pollo o cordero) asada verticalmente es algo delicioso. La guarnición de vegetales y salsa de yogur resultan en un sándwich que llena tu estómago y un Fast-food más que completo. Se lo recomienda alguien que lo integró en su dieta durante años.

2.   Vietnam: Bánh mì

El alimento más comido en Vietnam, se elabora entre dos baguettes con harina de arroz. Su interior alberga vegetales como daikon, zanahorias, cilantro y cebolla, esto más la carne de cerdo o tofu (para su versión vegana).

3.   India: Vada pav

Completamente vegetariano, su encanto radica en su simplicidad. Dos esferas de puré de papas frito y condimentadas dentro de un bollo. Sencillo, barato y realmente bueno.

4.   Japón: Katsu Sando

El minimalismo japonés es algo que siempre nos fascina. Este sándwich de costilla de cerdo frita con col y salsas, como mostaza o la propia salsa del tonkatsu, hará las delicias de cualquier amante de lo nipón.

5.   Australia: Sándwich de Vegemite

Aviso, no es para todos. De hecho, sólo es para los que aprecien el salado sabor de la pasta de extracto de malta australiana llamada Vegemite. Con sólo un poco encima de un pan tostado ya es suficiente para experimentar la fuerte experiencia de este manjar.

6.   Cuba: Medianoche

¿A quién no le gusta un sándwich de jamón y queso? Pues si lleva, además de jamón, cerdo asado, mejor. Servido con mostaza y pepinillos, el medianoche debe su nombre a su popularidad en los clubs nocturnos cubanos.

7.   Chile: Chacarero

Carne con frijoles verdes y ají con tomate. El Chacarero chileno es una verdadera hamburguesa de bondad.

8.   Portugal: Francesinha

Este es algo fuerte. Pan de molde tostado con carne de res o de cerdo, queso gratinado por encima, un huevo frito y todo bañado en una salsa picante hecha de cerveza y tomate (como si fuera una torta ahogada). Se antoja con solo explicarlo.

9.   Dinamarca: Smørrebrød

El sándwich que vino del frío. La base del Smørrebrød es pan negro con mantequilla, a partir de ahí las posibilidades son ilimitadas. Pescados como el salmón con cebolla y salsa tartara o incluso jamón ahumado con nueces y pepinillos.

10.  Alemania: Currywurst

Sabemos que el curry es indio, pero su aplicación teutona resulta fascinante. Vendida en la calle por todo Berlín, la salchicha de cerdo es cubierta por tomate y curry picante. Servido en un medianoche es un snack perfecto.

11. Sudáfrica: Gatsby

Un peso pesado con nombre de millonario literario. Originario de Cape Town, el Gatsby incluye carne especiada con masala, pescado o calamares fritos con papas a la francesa.

12. Holanda: Broodje kroket

Otro sándwich consumido en más de una ocasión por el autor. La kroket frita rellena de carne o queso dentro de dos panes simboliza los Países Bajos más que cualquier otro tópico. Estadísticamente los holandeses lo comen 29 veces al año.

13. Francia: Croque-madame

Variante de la francesinha, es el sándwich de jamón y queso más elaborado del mundo. Antes se sumerge el pan en huevo batido o bechamel, se le añade queso emmental o gruyere por encima y un huevo a la plancha. ¿Bomba calórica? Si. ¿Increíblemente sabroso? También.
 
14.  Singapur: Tostada Kaya

Y para acabar un sándwich dulce, casi postre. La Kaya Toast se prepara con gelatina de coco y se le añade azúcar, leche de coco y huevo. Típico desayuno del país, es algo que se tiene que probar.

Ahora ve
Conoce los detalles de "La Bella y La Bestia"
No te pierdas
×