Platillos franceses que debes probar

Te ofrecemos lo mejor de la gastronomía del país europeo para tu gourmet interior
-
Sopa de cebolla (iStock Photo)  -  (Foto: Sopa de cebolla (iStock Photo))

La cuisine française siempre ha sido un referente mundial, tanto que no sabemos si realmente es increíble o nos la venden así. Hemos decidido enseñarte los diez mejores platos que puede ofrecernos el país centroeuropeo para que lo evalúes por ti mismo. Bon appétit!

1. Raclette

Pese a que este delicioso plato fue inventado en Suiza, no existe hogar ni restaurante francés que no lo ofrezca. Se trata de una comida invernal y montañesa consistente en cubrir patatas, cebollas y pepinillos con queso de vaca fundido (obviamente tipo raclette) . Es necesario tener la particular parrilla para disfrutarla en condiciones, una vez la tienes, las posibilidades y combinaciones son ilimitadas.

2. Ratatouille

Sí Pixar decidió titular a la película sobre una rata cocinera como este plato, será por algo. Las recetas varían según la región, pero su base son hortalizas guisadas en aceite de oliva. Normalmente en Niza se cocina con tomates, ajo, pimientos, cebollas, calabacín y berenjenas. Sano y delicioso.

3. Confit de pato

Ampliamente conocido, el genial movimiento de este plato se basa en cocinar una pierna del pato, previamente salada, en su propia grasa. Generalmente se acompaña de papas fritas también cocinadas con ese mismo sebo, hay que aprovechar. Si además bebes un vino tinto de Bordeux mientras lo desgustas, el resultado es espectacular.

4. Foie a la plancha

Lo sabemos, el proceso de obtención del foie del hígado del pato u oca es de todo menos ético. Pese a ello, el placer culpable nos invade cada vez que probamos una tostada de foie a la plancha. Sólo se necesita comprar el foie fresco y hacerlo en una sartén, la guarnición puede variar desde el vinagre balsámico a la crema de manzana.

5. Coq au vin

Este plato occitano se solía preparar con un gallo freído con tocino, aunque el pollo puede ser un sustituto perfecto. Se trata de un estofado elaborado con una cantidad generosa de vino tinto con cebolla y tomillo como guarnición. Para el extra alcohólico se puede añadir un poco de coñac.

6. Steak tartare

El favorito de un servidor, carne cruda picada con alcaparras, cebolla, salsa Worcestershire, pimienta y, a veces, adornada con yema de huevo. Unas tostadas de esto pueden convertirte en el ser primario del que provienes pero con sofisticación francesa.

 

7. Escargots

La mayoría de países se horrorizan al ver que los franceses comen caracoles de tierra con mantequilla, perejil y ajo. La verdad, son increíbles por muchas caras de asco que te pongan. Así que disfrútalos sin remordimientos.

8. Quiche Lorraine

Un clásico de clásicos. Esta tarta salada rellena de queso, huevos batidos y crema de leche tiene innumerables versiones. Desde el bacon a las espinacas, no hay límites, todo es bienvenido dentro de una quiche.

9. Moules marinières

Se trata de otra apropiación francesa, pero sin ellos la mayoría de platillos centroeuropeos no estarían tan extendidos. Esta especialidad belga y atlántica en general, se basa en mejillones cocinados con vino blanco y perejil. Gastronomía marítima pura.

10. Soupe à l’ognion

Una verdadera bomba calórica capaz de alimentarte con tan solo un tazón. Cebolla caramelizada, pan y queso gratinado la convierten en un puntal gastronómico que lleva deleitando a los europeos desde el mismísmo s. XIV.

También podría interesarte

Ahora ve
Este es el porno que le gusta a los mexicanos
No te pierdas
×