Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

¿Por qué no es posible eructar en el espacio?

Un miembro de la NASA despeja esta curiosidad sobre la vida en el espacio.
Astronauta
Astronauta revela secretos sobre la vida en el espacio

La vida de los astronautas resulta, sin lugar a dudas, interesante e inquietante. Suspendidos a kilómetros de distancia de la Tierra , tienen que ingeniárselas para sobrevivir y realizar actividades cotidianas que aquí realizaron con absoluta facilidad.

Cómo resuelven cosas sencillas como comer o bañarse, intriga al resto de los humanos. A los no astronautas. Tal es el caso de un usuario en Twitter que le preguntó al Comandante de la Estación Espacial Internacional ( ISS ), Chris Hadfield si era verdad que no se puede eructar en el espacio.

"No se puede eructar en el espacio porque el aire, los alimentos y los líquidos en su estómago flotan juntos como burbujas gruesas. Si eructas, vomitas en tu boca. Entonces ¿adivina a dónde va el aire atrapado?", respondió Hadfield.

Ya en 2011, Charles Bourland, un consultor del Centro de Espacios Comerciales de Tecnología de Alimentos de la NASA, había aportado algo al respecto: "Si eructas en el espacio, generalmente está húmedo porque el líquido y el gas no se separan en tu estómago como lo hacen en la Tierra".

Publicidad

La explicación más amplia es que, efectivamente, el aire si puede viajar desde el estomago e intentar salir por la boca, sin embargo, el problema es la falta de gravedad.

En Tierra firme, cuando hay gas atrapado en el estómago, este se eleva hasta la cima porque es más liviano que los alimentos y los jugos estomacales. Pero en el espacio, donde no hay gravedad, el gas no sube y permanece mezclado con todas las otras cosas que están en su estómago.

Sí, ya sabemos lo que estás pensando: si eructar en el espacio es más parecido a lanzar un escupitajo ¿qué sucede con las flatulencias? Aquí las cosas podrían ponerse peligrosas, pues el gas de combustión inflamable se consideraba un peligro en una cabina presurizada.

Publicidad
Newsletter

Has quedado suscrito al newsletter

Publicidad
Publicidad